La renovación de nuestra gama de sillas de rueda electrónicas ha sido inspirada por los numerosos comentarios y opiniones que hemos ido recopilando en los últimos años por parte de nuestros clientes, usuarios y profesionales de salud.

El chasis compacto de la AVIVA combinado con una batalla corta y una distribución óptima del peso garantizan unos resultados de desplazamiento óptimos y una mayor maniobrabilidad incluso en espacios reducidos.

La suspensión patentada C.T.C absorbe las vibraciones y los impactos para mayor tracción y un confort optimizado.

La silla de ruedas electrónica viene equipada con la última tecnología como la electrónica LiNX que permite personalizar los parámetros de la silla desde un ordenador o un Smartphone IOS o el mando REM400 táctil que requiere poca fuerza para ser usado y puede ser configurado según las capacidades físicas y cognitivas de cada usuario.